21 de junio de 2018

Sentirse inspirada.

Buenas.

Hace tiempo que quería volver al blog porque quería usar este espacio para hablar de cosas que me parecen importantes, como a veces (y solo a veces) hago en Twitter pero de manera más extensa. Pero no lo hice. Si alguien no lo sabe, estuve de Erasmus y en el último mes tenía muchas ganas de retomar el blog pero quise esperarme a volver a España para tener tiempo y ponerme a escribir con más tranquilidad. Pero no lo hice. Tampoco volví a grabar vídeos para el canal como también quería hacer. Quizá porque se me fueron las ideas, me centré en otras cosas o porque no estaba lo suficientemente inspirada.

Sé que se puede (y a veces se debe) trabajar sin inspiración. Pero es difícil. Es difícil trabajar en algo cuando no te motiva, cuando no te sientes con ganas de hacerlo y sacar algo de ello, cuando no estás inspirada. ¿Por qué hoy he vuelto, exactamente un mes después de mi llegada a casa? Porque algo me ha inspirado. No pensaba hablar de esto cuando he abierto el borrador de Blogger. Tenía en mente hacer una introducción hablando de por qué he decidido volver hoy al blog pero con una entrada sobre otro tema pero mientras escribía me he dado cuenta de que es esto sobre lo que quiero hablar hoy. Y disculpad mi abusivo uso de la cursiva, es que es muy bonita. E impactante a su manera.

Antes de explicar las razones que me han traído a abrir Blogger y escribir esto, quiero hacer un pequeño ¿aviso? Por llamarlo de alguna manera. Esta nueva "etapa" del blog no va a ser como la anterior. Eso no quiere decir que no hable de lo mismo, probablemente lo haga porque ya era un blog donde podía explorar mis intereses, pero, quizá, al menos algunas entradas, tomen un camino diferente. No serán meras reseñas u opiniones sobre una película o un libro. Qué me ha parecido, qué quiero ver o leer o qué he hecho este último mes. Quiero hablar de cosas que me importan, que crean un impacto en mí o que me inspiran. Así que vengo a hablar de The Bold Type.

The Bold Type (2017) es una serie que no lleva mucho tiempo. Empezó el año pasado y hace una semana comenzó la segunda temporada. Y estaba viendo el tercer episodio de esa segunda temporada justo antes de escribir esta entrada. Las protagonistas deben afrontar una serie de dificultades que afectan a su vida laboral, sentimental y a su propia manera de ver y hacer las cosas. Sus propios ideales. No ha sido exactamente lo que ha pasado en este episodio lo que me ha hecho venir aquí sino lo que hace la serie con cada capítulo que emite. Me inspira. La amistad de las protagonistas y su apoyo mutuo constante y su pasión y dedicación por lo que creen y lo que les gusta (sea su trabajo o cualquier cosa que les parezca interesante) me hace querer transmitir eso a mí también. Me ha hecho querer volver aquí y escribir, transmitir ideas, hacer lo que me gusta y compartirlo con más personas (o, al menos, hacerlo, que es un gran paso). Y así me he dado cuenta de lo importante que es esta serie.

Podía estar horas y horas hablando de The Bold Type y lo importante que es. Los buenos mensajes que lanza y lo bien que hace las cosas. Que en cada episodio te deja con el corazón encogido y las ganas de hacer un mundo mejor. De trabajar y de creer en ti misma. De comerte el mundo. Y eso no lo puede hacer cualquiera. Inspirar de esa manera a tu audiencia es algo poco frecuente (aunque últimamente estoy descubriendo muchas series que inspiran y me hacen querer ser mejor, seguir adelante y me enseñan muchísimo). La importancia de esta serie no es solo que hable de temas sociales que deben ser hablados como la islamofobia, el racismo, la misoginia y un largo etcétera, que también, sino que te enseña a valorar la amistad entre mujeres y el amor a una misma. Que juntas podemos pero nosotras solas también nos valemos. Que no somos menos y que podemos lograr todo lo que nos propongamos. Que está bien equivocarse y está bien tener miedo. Que siempre habrá una mano para ayudarnos a levantarnos. Son esos mensajes que me habrían encantado conocer mientras crecía, pero que siguen impactándome a día de hoy. Porque son necesarios. Porque necesitamos oírlos. Porque me hacen querer seguir luchando, motivándome. Y una vez más, inspirándome.

Así que, si todo va bien, quiero seguir escribiendo aquí sobre lo que me impacta, lo que me gusta y lo que me emociona. No creo que lo haga de manera constante, una vez a la semana o algo así, pero intentaré escribir más porque tengo muchas cosas que decir. Y si no veis The Bold Type, que esto os sirva de gran recomendación. Espero poder hablar más veces de lo importantes que son Kat, Sutton y Jane en nuestra narrativa.

Hasta la próxima.


3 comentarios:

Los comentarios se reciben con amor y se agradecen con abrazos pero el spam y las faltas de respeto se castigan con comentarios eliminados :)